68.02 EPIDEMIOLOGIA.

 

                                           

  • Epidemiologia del ronquido.
  • Epidemiología del SAOS.

                                            

   El ronquido es un hábito muy frecuente que se presenta casi exclusivamente en el ser humano, lo que parece deberse a que la mayoría de los animales duermen de espaldas, aunque ciertos perros, como el bulldog, roncan enormemente. Si se repasa la historia, grandes personajes fueron roncadores: Plutarco, el emperador Otho, lord Cherterfield, Beau Brummel, Mussolini y Churchilla. H. Dugan refiere que 32 presidentes de los Estados Unidos fueron roncadores.

   Si bien estos cuadros comienzan a describirse en el siglo XIX, es en el siglo XX y más concreto en la década de los 50, es cuando comienzan a aparecer estudios científicos profundos al respecto. En la década de los 60 comienzan a divulgarse los tratamientos quirúrgicos.

   Aunque la incidencia de estos cuadros en la población es muy elevada, los estudios epidemiológicos publicados son dispares y no permiten sacar conclusiones definitivas, lo que es debido a la falta de un criterio común en la definición del síndrome y la complejidad de las técnicas para su diagnóstico.

                                                    

                                                

   EPIDEMIOLOGÍA DEL RONQUIDO.

   -  Estadísticamente se observa en el 10-30% de las mujeres y hasta en el 50-60% de los hombres adultos, siendo éstos en el 80% de los casos mayores de 50 años.

   -  A partir de los 70 años la frecuencia decae.

   -  En una población de más de 60 años lo padecen el 60% de los hombres y el 40% de las mujeres (Lugaresi).

   -  En una población de 30-35 años lo padecen el 20% de los varones y el 5% de las mujeres (Lugaresi). No obstante la edad no es un factor tan determinante.

   -  Los estudios epidemiológicos revelan que en los países más desarrollados el 30-40% de la población presenta alguna dificultad para iniciar o mantener el sueño y entre el 20-17% tiene problemas serios.

                                                          

                                                                 

   EPIDEMIOLOGÍA DEL SAOS.

   -  De forma general se admite que en los países desarrollados lo padecen entre un 1-3% de la población. Se considera una afección infradiagnosticada. Se calcula que el 5-15% de los roncadores presenta además un SAOS.

   -  La edad de comienzo es variable dependiendo de la etiología del síndrome, distribuyéndose entre los 20-70 años igual que para el ronquido. La mayoría de los casos comienzan a presentar sintomatología entre la cuarta y sexta década de la vida. Por encima de 60 la prevalencia disminuye. Cuando aparece en la infancia en casi todos los casos es debida a la hipertrofia del tejido linfoideo faríngeo. El SAOS infantil se estudia en su correspondiente capítulo de este tema.

   -  Sexo: estadísticas hechas en población adulta dan como resultados que lo padecen un 4-6% de los varones y 2% de las mujeres. Estos supone una relación hombre/mujer de 3/1, si bien en otras estadísticas esta proporción aumenta ostensiblemente a favor del hombre, habiéndose llegado a publicar una proporción hombre/mujer de 8/1. Las mujeres que desarrollan un SAOS, con mayor  frecuencia lo hacen después de la menopausia, debido a que entonces es cuando la diferencia hormonal con respecto a los hombres se hace menos evidente.

   -  La morbilidad asociada al SAOS no está bien evaluada, si bien está demostrado que se asocia a enfermedades cardiovasculares, hipertensión arterial, arritmias, infarto de miocardio y accidentes cerebrovasculares. En cuanto a la mortalidad, está aumentada en mayores de 50 años con índices de apnea/hora mayores de 20.

   -  Se ha demostrado una frecuencia en la producción de accidentes de tráfico siete veces mayor en pacientes con SAOS que en sujetos sanos.